miércoles, 8 de julio de 2009

LOS CAMBIOS

Ellos están desquiciados. Atemperan las noches frías con intermitentes días de sol.
Repentinamente arden las siestas, se desnudan los árboles y los pájaros remontan un vuelo incierto y acongojado. Lo alteran todo, sin rencores ni venturas. Irrespetan los límites de la traslación.
Al menos mi presencia, aún arrulla a las flores. Me llaman Primavera.


( Cuadro "Elegías del color", de Cristina Santander, pintora nacida en Bs.As. , imagen extraída de www.galeriahoyenelarte.com )

6 comentarios:

Anónimo dijo...

Este relato me dio imagenes de ternura! Felicitaciones.Ri

eva-la-zarzamora dijo...

La primavera siempre arrasa con el frîo invierno y nos llena de certeras ilusiones.
Un abrazo, y gracias por tus letras.

Jesus molinero dijo...

Qué románticas tus palabras.describes la estación del amor con delicadeza y sutileza.Te co0nocí en el blog de sueños en la memoria.Un beso.

MARIA FABIANA CALDERARI dijo...

Gracias a todos por los comentarios. Bienvenido Jesús

Mega dijo...

"La primavera la sangre altera". Aunque en tu micro esa alteración suceda a la inversa, alterando la sangre la Primavera.
Un abrazo

MARIA FABIANA CALDERARI dijo...

Gracias Mega por pasar. Abrazo